INFORMACIÓN IMPLANTES

Llámanos al +34 966 709 312 o Contacta con nosotros

El Codo del Tenista o epicondilitis lateral

La epicondilitis lateral del codo, también llamada “codo de tenista” es una lesión producida por un esfuerzo repetitivo en la flexion dorsal, pronación y supinación de la muñeca que provoca una tendinopatía crónica del tendón del extensor carpi radialis brevis (extensor radial corto del carpo o segundo radial externo; ECRB) caracterizada por dolor en la región del epicóndilo lateral, exacerbado con los movimientos de los músculos extensores del antebrazo.

La fisiopatología se basa en que este uso continuado de los movimientos de prono-supinación forzada, provocan que las fibras de Sharpey (fibras que permiten el anclaje de los tendones en los puntos de inserción ósea), generen dolor e inflamación en una primera etapa y se desgarren o provoquen alteraciones tróficas en la unión osteotendinosa (unión del tendón con el hueso) en una segunda etapa. Siendo la degeneración de las fibras insercionales del ERCB y posteriormente del Extensor Común de los dedos ( ECD ) la que perpetua la clínica y la pérdida de fuerza en dicho antebrazo.

 

El diagnóstico es clínico, y las exploraciones complementarias tales como la Ecografía, la RNM, o la Electromiografía se utilizan para confirmar el diagnóstico en caso de duda o valorar enfermedades asociadas.

Suele tener buen pronóstico, pero generalmente conllevan un curso crónico con un tiempo de evolución prolongado, incluso con un buen tratamiento, precisa de 3 a 6 meses para resolverse. El tratamiento inicial gold-standar es conservador, incluyendo educación del paciente, modificaciones ocupacionales, medicación con antiinflamatorios no esteroideos (AINE), y fisioterapia. En caso de no mejoría se recomiendan las infiltraciones de factores de crecimiento que estimulan la capacidad regenerative y curativa del tendon afectado. La cirugía se indica aproximadamente en el 10% de los casos y tras fracaso del tratamiento conservador.

Recientemente, con el mejor conocimiento de la anatomía y la patología del proceso, el objetivo quirúrgico se ha establecido en extirpar todo el tejido anormal y relajar cualquier tensión residual excesiva. Actualmente, las opciones incluyen la cirugía abierta, artroscópica, y el tratamiento percutáneo para desbridar el tejido angiofibrótico.

En nuestro centro el abordaje artroscópico de la patología se ha convertido en el tratamiento quirúrgico de elección, gracias a su escasa morbilidad y buenos resultados, con un tiempo de recuperación menor que el resto de opciones quirúrgicas.

Imagen artroscópica de epicondilitis

 

Dr. David Bustamante. Unidad de Hombro y Codo de Traumavist.

« Volver

Certificaciones y Premios

Traumatología Vistahermosa participa y es acreditada como Unidad referente a través de su presencia en cursos, congresos, asociaciones y reuniones nacionales e internacionales.

Más Información

Documento de información sobre prótesis de cadera y rodilla

Ante las últimas noticias en los medios de comunicación sobre incidentes relacionados con el uso de productos sanitarios, entre los cuales se encuentran las prótesis de cadera y rodilla, Traumatología Vistahermosa quiere dar respuesta a la intranquilidad generada en sus pacientes.

Traumatología Vistahermosa ofrece a sus pacientes la asistencia sanitaria de mayor calidad posible. Cada paciente es tratado de manera individual, y tras una valoración minuciosa y exhaustiva, se indica la prótesis de cadera o rodilla que mejor se ajusta a las características del paciente y de su patología.

Sobre las prótesis de cadera y rodilla utilizadas por Traumatología Vistahermosa no existe ninguna notificación de Alerta Sanitaria por parte de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios para el uso de dichos sistemas.